El nombre deriva de las palabras quechuas Yana (negro) y Yacu (agua). Se cuenta que en el siglo XVI, Santo Toribio de Mogrovejo realizó una visita al barrio de Luya Urco. Al ver que no tenían agua, tocó el cerro con su báculo y desde ese día nunca más dejaron de tener agua.

Recomendaciones

Te puede interesar

Aventura por Chachapoyas S/ 799 Antes S/ 989
05 Días / 04 Noches

Aventura por Chachapoyas

Más información